Estos últimos días, el calor ha sido protagonista por todas partes, haciendo que cada vez que pisamos la calle, los sudores aparezcan por todo nuestro cuerpo. Temperaturas de más de 25ºC incluso de 30ºC que hacen que cualquier actividad suponga un doble esfuerzo. A pesar de todo, he visto gente que de 14:00 a 16:00 de la tarde, estaban haciendo sus entrenos, con carreras y cuestas…

Entiendo que cada uno intenta cuadrar el entreno a su horario y que muchos aprovechan el mediodía para realizarlos, pero algunos de los que he visto entrenar tenían cara de pasarlo mal bajo este Sol de Mayo, ni que decir tiene cuando venga el calor de verdad.

Yo seguiré con mis entrenos en las 2 franjas horarias que mejor se adaptan a mis horarios, a primera hora o a última hora del día que, suelen coincidir con una temperatura más fresca y llevadera para entrenar.

Cuidaros bien y respetar al Sol que ningún entrenamiento ni reto que os pongáis implica castigar a la salud.

Sed buenos.